GLS asume la responsabilidad de las pérdidas o daños sufridos en los paquetes que están en su custodia. GLS no se hace responsable de daños indirectos como pérdida de beneficios. Si el remitente no ha contratado ningún seguro de transporte, GLS compensará el valor de las mercancías más allá de la limitación legal con un máximo de 750,00€ en envíos internacionales y 520,00€ en nacionales.

El valor de las mercancías se define según el coste de fabricación. Para artículos de segunda mano se tiene en cuenta el valor actual y para bienes enviados con ocasión de una subasta el precio de la subasta, será la cantidad más baja en cada caso en particular. Encuentre información adicional en los Términos y Condiciones de GLS Spain. Acuerde con GLS la contratación de un seguro adicional y contacte con su delegación para más información.