El ser un punto de recogida GLS, implica que debes recepcionar y entregar paquetes de nuestra red para su depósito en tu comercio para su posterior entrega al destinatario.

Si lo deseas, también puedes comercializar los envíos de tus clientes a través de GLS, obteniendo un ingreso extra más atractivo